Las Cámaras de medición de temperatura corporal serán la clave en el control del COVID-19

Su avanzada tecnología permitirá el acceso seguro de clientes y empleados a las empresas que cuenten con estos equipos.

¿Qué es una cámara térmica?

Es un dispositivo que forma imágenes visibles al ojo humano a partir de detectar emisiones de infrarrojos producidas por el espectro electromagnético de un cuerpo. Opera con la longitud de onda situada en la zona del infrarrojo térmico. Este tipo de cámara muestra la radiación calorífica que emite un objeto, animal o persona, imperceptible al ojo humano y a las cámaras convencionales.

En 1965 fue cuando comenzaron a utilizarse este tipo de dispositivos para la inspección y mantenimiento de cables de alta tensión. Desde entonces, la tecnología termográfica ha evolucionado. Las cámaras termográficas se han convertido en dispositivos fáciles de usar que nos muestran imágenes de nítidas de alta resolución en tiempo real.

Esta tecnología se ha convertido en una de las herramientas más valiosas para el mantenimiento predictivo en aplicaciones industriales, para la detección de focos de incendios y el control de preventivo de perímetros. Como complemento en sistemas de Analitica de Video, se convierten en indispensables en el sector industrial.

En la actualidad, con el brote del COVID-19 han resultado muy útiles para la detección de personas con fiebre y el control de acceso en lugares de afluencia de personas.

Cómo funciona una cámara térmica

Las cámaras térmicas se emplean como complemento en los sistemas de videovigilancia actuales. Su capacidad para detectar cuerpos más allá de la luz visible las convierten en un dispositivo indispensable,especialmente para el control de perímetros. Además, su eficacia todavía se incrementa más cuando se les aplica una analítica de vídeo específica. Conocer las características y funciones de este tipo de cámaras es un paso indispensable para entender realmente su importancia dentro de una instalación de seguridad.

¿Cómo funcionan las cámaras termográficas?

Todos los objetos emiten una radiación infrarroja, que es mayor cuanto más elevada es la temperatura del cuerpo. Nuestros ojos no pueden ver estas emisiones porque su rango en el espectro electromagnético está entre la luz visible y la radiación de microondas.

Para poder construir imágenes térmicas en base a las radiaciones infrarrojas captadas, una cámara infrarroja cuenta con sensores que detectan el calor y realiza un termograma o patrón de temperaturas, que se envía a un procesador.

Los sensores

Los sensores térmicos que se usan en este tipo de dispositivos pueden ser pasivos y activos. Los primeros se limitan a detectar el calor emitido por un objeto. En cambio, los sensores activos van más allá y calientan la superficie del objeto para poder recoger mejor la información sobre su temperatura mediante una referencia.

Se trata de elementos muy sensibles que necesitan el contacto visual directo con el elemento para su correcto funcionamiento. A parte de la vigilancia, se pueden usar en otros ámbitos como el militar o la construcción de vehículos.

Aplicaciones de las imágenes térmicas

Una cámara térmica puede usarse en numerosos ámbitos y sus aplicaciones aumentan día a día, a medida que evoluciona su tecnología. Merece la pena destacar algunas de las más importantes:

  • Industria: Mediante la revisión de imágenes térmicas se pueden detectar fricciones en motores, calentamientos de componentes eléctricos, fugas, obstrucciones, sobrecargas o niveles en depósitos, entre otras situaciones.
  • Construcción: Sirven para comprobar la eficiencia energética de un edificio y la distribución de temperaturas en sistemas de calefacción. También son una buena opción para señalar la existencia de fugas de calor, humedades o escapes en una estructura.
  • Medicina y veterinaria: Se aplican estas cámaras para detectar la temperatura corporal, hacer pruebas no invasivas o ver la existencia de lesiones en el riego sanguíneo, sin contacto y en distancia de entre 1,5 y 6 metros.
  • Seguridad e investigación: La localización de seres vivos, la detección de focos de incendios o de nidos de animales invasores en el hogar son algunos de sus usos más habituales en este ámbito, así como el establecimiento de perímetros de seguridad.

Ventajas de las cámaras térmicas para empresas

Las cámaras convencionales son eficaces de día, en situaciones cotidianas. Sin embargo, en situaciones en las que se reduce drásticamente la visibilidad, como en la noche o bien en condiciones climatológicas adversas, resultan fundamentales.

Poder tener imágenes térmicas de calidad representa un plus de protección para cualquier entidad, ya que las cámaras infrarrojas permiten detectar todo lo que no es posible ver a simple vista, sean cuales sean las condiciones de iluminación de un espacio determinado. Por lo tanto, con estos dispositivos una empresa puede rentabilizar mejor su inversión en sistemas de seguridad, controlar las falsas alarmas y superar los problemas de detección de cualquier tipo de objeto por falta de luminosidad o limitaciones visuales de cualquier tipo.

En todos estos casos se recomienda la aplicación de un sistema de analítica de vídeo para optimizar su trabajo con las imágenes conseguidas con este tipo de cámaras térmicas.

Principales aplicaciones hasta hoy

Como debe ser una cámara térmica

A la hora de elegir una cámara termográfica para uso profesional es importante tener en cuenta las siguientes características:

  • Robustez y calidad de construcción.
  • Disponer de enfoque ajustable para conseguir imágenes de mejor calidad.
  • La combinación de luz visible y de infrarrojos ayuda a localizar rápidamente los problemas potenciales de seguridad (doble cámara).
  • Tener una alta autonomía de nivel de carga de la baterías.
  • Disponer de un software avanzado para la mejora de las imágenes y la realización de informes de diagnóstico.

Analítica de vídeo y cámaras térmicas

El uso de sistemas de analítica de vídeo en cámaras térmicas ofrece la posibilidad de realizar un análisis inteligente de las imágenes captadas, teniendo en cuenta los patrones que se han marcado previamente para el lanzamiento de posibles alarmas, como cruce de líneas o salto de perímetros.

Con el uso de esta tecnología se garantiza una rápida reacción a cualquier problema que esté sucediendo en tiempo real, y el envío de la correspondiente alerta a los responsables del monitoreo del sistema de vigilancia instalado. De esta manera, el protocolo de seguridad se puede activar de una forma óptima.

En TSP SEGURMA disponemos de sistemas de analítica de vídeo especialmente diseñados para su aplicación sobre cámara térmica. Como complemento a la cámara integramos nuestro software, que representa un paso más allá en la eficacia de los sistemas de videovigilancia tradicionales.

Dispone de un algoritmo especial para señales térmicas que permite un análisis automático 3D. Es capaz de describir los objetos por su tamaño y comportamiento con una tasa de falsas alarmas realmente mínima, y variaciones de temperatura de +- 0,3º C.

¿Cuales son sus principales características?

Las Cámaras de medición de temperatura corporal cubren perfectamente las necesidades de cualquier empresa que vuelva a retomar su actividad, y lo hacen con las máximas garantías para todos los implicados.

  • La precisión de la toma de temperatura, que se mantiene dentro del rango de los +-0,3º, da una medición extremadamente certera en cualquier circunstancia. Gracias a los avanzados algoritmos con los que cuentan las cámaras de medición de temperatura, estas son capaces de detectar a las personas evitando así las falsas alarmas que pueden generar diferentes fuentes de calor.
  • La rapidez de los sensores que montan las cámaras térmicas más avanzadas permiten la detección de hasta 30 personas de forma simultánea dentro del mismo encuadre, e incluso las cámaras más sencillas dotan a las empresas de la capacidad de realizar mediciones de temperatura de una persona en menos de un segundo.
  • El rango de alcance de las Cámaras de Medición de Temperatura, que puede llegar hasta los 9 metros, es una de las características más ventajosas de estas soluciones tecnológicas, puesto que evita que el usuario entre en contacto directo con las personas que ha de analizar.

Funcionamiento

El sistema requiere la Instalación de las cámaras Térmicas en los accesos que las empresas desean monitorizar –dependiendo de las necesidades puede ser fija o móvil-  las cuales están conectadas a un ordenador mediante un avanzado software que calibra la interacción entre ambos equipos.

Una vez conectado y calibrado, el avanzado software de gestión del sistema nos avisará en caso de que detecte a una persona con una temperatura mayor de la permitida; algo que podrá hacer a través de la pantalla del propio ordenador o a través del Smartphone.

 

Soluciones adaptadas a cada entidad

La situación de cada instalación es completamente diferente, por eso desde TSP Segurma estamos promoviendo todo tipo de tecnologías térmicas para ayudar a cubrir estas necesidades específicas.

Los Controles de Acceso Biométrico con medición de temperatura se presentan como la opción más adaptable para las empresas que necesitan realizar el control de entrada y salida de sus empleados.

Estos dispositivos, fácilmente instalables, adoptan soluciones mixtas de reconocimiento facial y medición de temperatura para facilitar el acceso a aquellas personas registradas en el sistema que cuenten con una temperatura corporal adecuada.

 

Cumplimiento de la normativa y ventajas para las empresas

Una de las ventajas más importante de la adaptación temprana de este tipo de tecnología es, salvando las estrictamente sanitarias, la facilidad con la que permiten adoptar la normativa marcada por las diferentes administraciones en cuestión de Seguridad y Salud Pública.

Gracias a nuestra experiencia en la instalación de este tipo de sistemas, en TSP Segurma estamos siendo testigos de los beneficios y ventajas competitivas con las que cuentan las empresas que han decidido adoptar este tipo de tecnologías.

Sin miedo a equivocarnos podemos decir que las soluciones de medición de temperatura corporal están ayudando a las empresas a crear un ambiente de trabajo seguro para sus empleados y a fomentar un clima de confianza entre sus clientes.

 

Aplicaciones

Control de ACCESOS:

Con reconocimiento facial, funciones de control de presencia y detección de temperatura que suponen un paso más allá en el control de accesos. Cuentan con una tasa de verificación de menos de 0.2 segundos y una precisión mejorada, estos dispositivos aseguran acceso sin contacto.

Control de AFOROS:

Su avanzada detección de visitas mediante sensores de videoanalítica 3D de alta eficiencia y mejora la experiencia de compra de sus clientes.

Funcionalidades:

  • Pantallas informativas para los clientes con indicaciones de acceso
  • Indicadores de medición de la eficiencia del negocio
  • Panel de gestión que muestra los datos diarios acumulados
  • Envío de correos electrónicos con notificaciones

Características:

  • Tecnología 3D con una fiabilidad superior al 98%
  • Instalación sencilla y rápida
  • Dispositivo con conectividad Wifi y Ethernet
  • Configuración y puesta en marcha en remoto
  • Versión empotrada y de superficie